MENAS DE SERON LAS

MENAS DE SERON LAS. FOTOGRAFIAS DE RAMON DE TORRES 1915 1916

Editorial:
ARRAEZ EDITORES
Año de edición:
Materia
Temas locales:temas generales
ISBN:
978-84-15387-41-1
Páginas:
80
Encuadernación:
Rústica

Este catálogo/libro es complemento de la exposición que se ha llevado a cabo durante el verano de 2013, dado el interés del Ayuntamiento de Serón en convertir su historia minera en un valor añadido que puede servir de estímulo a su economía, al tiempo que se evita la desmemoria de un tiempo pasado en el que la minería fue el principal motor de la vida de este pueblo.Cuando este libro/catálogo iba a entrar a la imprenta, fortuitamente descubrimos quién era el autor de las fotografías que se exponían, y se trataba de un fotógrafo completamente desconocido, del que había que decir por lo menos quién era. Esta investigación de última hora ha sido sorprendente y nos ha llevado por derroteros totalmente imprevistos.Estamos ante un fotógrafo impresionante, natural de Bayarque, llamado Ramón de Torres Rodríguez, que desde el arranque del siglo XX empezó a hacer fotografías, estableciéndose en el poblado minero de Las Menas hasta 1916 y luego en Serón-pueblo hasta 1920, fecha en la que -con su esposa y tres hijas- emigrará a Nueva York, donde triunfará completamente como fotógrafo, montando una serie de estudios, en las calles más importantes de Manhattan, Broadway, etc, hasta su muerte en 1948.La Colección fotográfica Cervantes-Párraga se compone de unas 50 fotografías, que se hicieron en el período 1915-1916 por encargo del facultativo de minas de Vera Francisco Cervantes de Haro, al entonces fotógrafo de Las Menas, Ramón de Torres.Por su parte, Francisco Cervantes nos aparece en las instantáneas como un joven entusiasta, divertido y emprendedor, un profesional salido de la Escuela de Minas de Vera que tuvo en Las Menas su aprendizaje inicial, para después remontar y convertirse en un gran empresario minero y en un político de su tiempo. Gracias a él hoy se ha salvado este trozo del patrimonio fotográfico-minero, y nuestra provincia recupera unas «imágenes perdidas» que ahora, con su exposición pública, se universalizan.