PROCESO PENAL EN LA SOCIEDAD DE LA INFORMACION EL

PROCESO PENAL EN LA SOCIEDAD DE LA INFORMACION EL. NUEVAS TECNOLOGIAS PARA INVESTIGAR Y PROBAR EL DELITO LAS

Editorial:
LA LEY, S.A.
Año de edición:
Materia
Derecho penal
ISBN:
978-84-9020-023-0
Páginas:
608
Encuadernación:
Rústica
Colección:
TEMAS

Una parte sustancial de los mecanismos para indagar y probar la comisión de delitos se basa en el examen de novedosas fuentes o soportes de datos. Nos referimos a formatos electrónicos, a bases de datos recopilados preventivamente (videovigilancia, tráfico de telecomunicaciones, perfiles identificadores de ADN, etc.) o, incluso, a las llamadas «actividades de inteligencia». Estas nuevas formas de obtención de información han irrumpido ya hace tiempo en nuestro proceso penal y, sin duda, lo han hecho para quedarse.

La potencialidad para la investigación y la aptitud probatoria de esos vestigios, cualquiera que fuera su formato, no parece cuestionarse. Pero la ausencia de un claro fundamento normativo condiciona y lastra la recopilación de información, su utilización, su valoración e incluso, en ocasiones, permite poner en duda su licitud. No deja de producir sorpresa el enorme contraste que se pone de manifiesto cuando diligencias de investigación novedosas pero habituales, de las cuales se quiere obtener un resultado probatorio válido, no tienen más opción que la de realizarse al amparo de unas normas procesales penales que siguen ancladas en el pasado remoto.

El propósito principal con el que se presenta esta obra es el de ofrecer al lector soluciones a los problemas que los citados aspectos están planteando en la práctica judicial y policial, sugiriendo además cuáles pudieran ser las mejores formas de afrontarlos en el próximo futuro. Son objeto de atención específica, por ejemplo, el uso en el proceso penal de información derivada de inteligencia, las nuevas fronteras de la intervención de comunicaciones, el uso de técnicas de investigación invasivas de la intimidad o la problemática suscitada por el uso forense de las bases de datos de ADN. Junto con ello se analizan diversas modalidades delictivas específicas de la sociedad de la información y se revisa la forma en la que nuestra administración de justicia está preparada hacer frente a los nuevos retos.

Sobre esas materias, todas ellas plenamente actuales, se ofrecen al lector diversas perspectivas tanto teóricas como prácticas, muchos de cuyos aspectos esenciales han sido ya analizados y sometidos a discusión pública ante cualificados foros académicos y profesionales.