BATAS BLANCAS LA LARGA MARCHA

BATAS BLANCAS LA LARGA MARCHA. UNA MEDICINA QUE MARCO EPOCA

Editorial:
OPERA PRIMA
Año de edición:
Materia
Historia de la medicina
ISBN:
978-84-9946-508-1
Páginas:
206
Encuadernación:
Rústica
Colección:
FUERA DE COLECCION

En la larga marcha de la historia del hombre, los conceptos de salud y enfermedad, así como el modo de abordarlos, han pasado por fases varias, enfoques innovadores y por técnicas más o menos empíricas. Y siempre, o casi, en un esquema de progreso. El casi obedece a que el oscurantismo de determinadas épocas ha repercutido también en el arte —que es además ciencia y técnica— de curar. Se suele decir, en el ejercicio diario de la medicina, que no hay enfermedades sino enfermos. La manera que tenemos cada uno de reaccionar frente a la enfermedad constituye acaso el problema más sugestivo y difícil de resolver. Desde la muy vieja clasificación de Galeno, en función de una serie de caracteres o temperamentos, considerar al enfermo más que a la enfermedad es, ahora como siempre, la clave de la auténtica medicina.
Si bien es cierto que la técnica ha permitido al hombre alcanzar un nivel material realmente envidiable, es igualmente cierto que el exceso de recursos mecánicos y automáticos perjudica al ser humano en su conjunto armónico. Tanta técnica ha llevado, aunque la responsabilidad no es sólo suya, a una figura médica que viene a ser la silueta innominada de una bata blanca entre los asépticos muros de un hospital. Pese a todo, la misión médica es conseguir la adaptación del hombre al estado que le impone el grado de civilización que, para bien o para mal, ha logrado alcanzar.